Menú
laRepúblicaCultural.es - Revista Digital
Inicio
LaRepúblicaCultural.es - Revista Digital
Síguenos
Hoy es Sábado 22 de septiembre de 2018
Números:
ISSN 2174 - 4092

Nacer en el silencio, de Marián Martínez-Osorio - LaRepúblicaCultural.es - Revista Digital

De verso largo, estos poemas recogen una filosofía vitalista, de entrega a la vitalidad, que propone desembarazarse de todas las convenciones sociales que atan al individuo y que le apartan de su naturaleza, de sus motivaciones intrínsecas: la búsqueda de la belleza, el juego y el anhelo de la felicidad a través de lo sencillo. El silencio es el símbolo vertebrador del volumen. Este, más allá del no vocalizar, hace referencia a cambiar de actitud frente a la prepotencia y la verborrea vacía y a ceder, entonces, a la escucha, a la atención. En definitiva, apela a salir de sí para volcarse en lo otro y en los otros. Marián Martínez-Osorio plantea, de esta forma, una actitud de búsqueda de revelación más allá de lo superficial y de lo evidente.

república, cultural, revista, digital, literatura, poesía, Nacer en el silencio, Marián Martínez-Osorio, Huerga & Fierro, La República Cultural

Nacer en el silencio, de Marián Martínez-Osorio

Poesía vitalista para desafiar el presente

Versión para imprimir de este documento Versión imprimir
Nacer en el silencio
Ampliar imagen

Nacer en el silencio

Portada del poemario de Marián Martínez-Osorio en la editorial Huerga & Fierro.

Nacer en el silencio
Ampliar imagen
Nacer en el silencio

Portada del poemario de Marián Martínez-Osorio en la editorial Huerga & Fierro.

DATOS RELACIONADOS

Título: Nacer en el silencio
Autora: Marián Martínez-Osorio
Páginas: 96
Editorial: Huerga & Fierro (2018)
ISBN: 978-84-948822-7-2

Alberto García-Teresa – La República Cultural

De verso largo, estos poemas recogen una filosofía vitalista, de entrega a la vitalidad, que propone desembarazarse de todas las convenciones sociales que atan al individuo y que le apartan de su naturaleza, de sus motivaciones intrínsecas: la búsqueda de la belleza, el juego y el anhelo de la felicidad a través de lo sencillo. El silencio es el símbolo vertebrador del volumen. Este, más allá del no vocalizar, hace referencia a cambiar de actitud frente a la prepotencia y la verborrea vacía y a ceder, entonces, a la escucha, a la atención. En definitiva, apela a salir de sí para volcarse en lo otro y en los otros. Marián Martínez-Osorio plantea, de esta forma, una actitud de búsqueda de revelación más allá de lo superficial y de lo evidente.

Los textos de Nacer en el silencio trabajan en la autorrealización a través del autoanálisis, de la aceptación de uno mismo, el reconocer la plenitud de lo sencillo, en lo elemental. Martínez-Osorio rompe los convencionalismos acerca de la soledad y la exalta como paso imprescindible y previo a la toma de la conciencia sobre el vivir; como etapa para la reflexión y el cambio. Así, lo liga a un proceso de liberación. También, se registra una exaltación continua de la inocencia de la infancia. En ese sentido, refleja un tiempo en tensión, con alusiones a las mentiras de los poderosos, por un lado, y por la degradación moral, por el otro. Todo ello se une a la utopía y a los obstáculos que nos imponen para evitar la vida buena.

Muchos poemas (en los cuales es habitual que se dirija a un “”) poseen un tono de fábula, o son contados o tienen un desarrollo expositivo o narrativo. Con todo, en muchas ocasiones, emplea un registro muy taxativo, en el que abundan los imperativos. De hecho, se muestra muy firme en sus indicaciones sobre cómo desarrollar ese proceso. A su vez, es constante el apoyo lírico en elementos de la naturaleza (el mar, las estrellas, el sol, el viento, la flora…).

Merece la pena destacar la tercera parte del libro (casi la mitad del volumen). En ella, además de algunos textos dedicados a la familia, se centra en las personas sin hogar, con quienes lleva casi una década atendiendo como voluntaria la autora. Martínez-Osorio habla de y a personas concretas, de tú a tú. Rescata su dignidad y recoge sus anhelos y esperanzas. También denuncia cómo se los ignora. Igualmente, trata de desbaratar las hipócritas justificaciones para el abandono. Sin usurpar su voz, escribe una serie de poemas mirándolos directamente a los ojos.

Así, Nacer en el silencio termina siendo un canto de fraternidad, de sincero humanismo, al mismo tiempo que desmonta las nociones de exclusión.

FORO DEL ARTÍCULO
¿Quién eres?

Tu mensaje

Control anti-spam. Escriba los siguientes caracteres:

Alojados en NODO50.org
Licencia de Creative Commons