Menú
laRepúblicaCultural.es - Revista Digital
Inicio
LaRepúblicaCultural.es - Revista Digital
Síguenos
Hoy es Viernes 19 de julio de 2019
Números:
ISSN 2174 - 4092

En el límite de la jornada para Arar - LaRepúblicaCultural.es - Revista Digital

La luz en gris, la proyección gris azulada de una ventana al exterior: la calle llueve, la ventana llueve, y Raquel Hernández y Artús Rei comparten el espacio con Pedro Fresneda, que les da luces y efectos, que se mueve entre su espacio, pero con otro ritmo. Cada cual es diferente y soporta su espacio con el propio cuerpo y la exploración personal de su lugar en la escena, en esa habitación con ventana que le deja una nostalgia de lugar no explorado que tenderá a sacar las entrañas en forma de ovillo de lana, como un Teseo que se vincula a Ariadna con sus palabras, en un callejón donde el minotauro será cada cual encerrado en su propio laberinto.

república, cultural, revista, digital, escena, teatro, ensalle, arar, Raquel Hernández, Artús Rei, Pedro Fresneda, La República Cultural

En el límite de la jornada para Arar

Oxigenar la tierra con una acción poética

Versión para imprimir de este documento Versión imprimir
Arar
Ampliar imagen

Arar

“Una maraña de hilos en la boca, esa sería la imagen. Hilos rojos
asomando entre unos labios urgentes”, con Raquel Hernández y Artus Rei. Foto: Julio Castro.

Arar
Ampliar imagen
Arar

Raquel Hernández y Artús Rei durante la función. Foto: Julio Castro.

Click en las imágenes para ampliar
DATOS RELACIONADOS

Dirección, texto y dramaturgia: Pedro Fresneda
Creación e interpretación: Raquel Hernández, Artús Rei, Pedro Fresneda
Espacio escénico: Teatro Ensalle
Diseño de iluminación: Pedro Fresneda
Diseño de vestuario: Los actuantes
Espacio sonoro: Pedro Fresneda, David Santos
Ayudante de dirección: Raquel Hernández
Colaboradores: Juan Loriente, Antonio Fernández Lera, Magrinyana
Colaboran: Agadic, INAEM

Julio Castro – La República Cultural

La luz en gris, la proyección gris azulada de una ventana al exterior: la calle llueve, la ventana llueve, y Raquel Hernández y Artús Rei comparten el espacio con Pedro Fresneda, que les da luces y efectos, que se mueve entre su espacio, pero con otro ritmo. Cada cual es diferente y soporta su espacio con el propio cuerpo y la exploración personal de su lugar en la escena, en esa habitación con ventana que le deja una nostalgia de lugar no explorado que tenderá a sacar las entrañas en forma de ovillo de lana, como un Teseo que se vincula a Ariadna con sus palabras, en un callejón donde el minotauro será cada cual encerrado en su propio laberinto.

A partir del texto poético de Pedro Fresneda se explora el desarrollo del movimiento y la imagen, no la proyectada (un video continuo donde nada ocurre salvo la lluvia). La exploración de un día y, más concretamente, de los últimos sesenta minutos del día, es lo que guía la construcción de este trabajo que nos propone Teatro Ensalle.

Arar la tierra, oxigenarla, llenarla de vida. Llénala de vida con los minutos eternos en la boca. Justo ese día y no otro. La vida no es una sola cosa”, con estas palabras rompen el momento inicial: se trata precisamente del objeto de la propuesta, del camino que se desarrollará en esos sesenta minutos de su trabajo.

El texto es una reflexión que discurre en un momento atemporal, incluso dentro del microsegundo infinitesimal que discurre en el fondo de un pensamiento durante un momento del día, y que suelta en tromba toda una recopilación de momentos y sensaciones asociadas. Así se intentan desplegar en escena, como si se tratase de una escena cubista, donde todas las vistas de una figura son capaces de converger en el mismo plano frontal para complacer a quien debe contemplarlo.

La perspectiva de las ideas se plasma de forma evidente en un cierto momento: “Miro por las ventanas como el que espera a alguien; cuando todo es invierno y acerco demasiado la nariz al cristal lo veo todo borroso; entonces entras desenfocada y confusa. Si me separo, en cambio, lo veo todo cristal. Cuando no estás, lo que pasa, ¿es lo mismo?”. Es como un pequeño trayecto para resaltar de qué manera se observa la subjetividad del lugar y el tiempo.

Pero más allá de texto y exhibición, la poética de su contenido, en un comienzo casi inaccesible, comienza a desvelarse poco a poco, para desembocar en un momento dado en una conversación consigo misma,

Y continúa en un tono más próximo al surrealismo a partir de esa voz ya enfocada en su espacio “La acción sería algo así como amasar cristales, escuchar en voz alta, avanzar entre cuerpos movedizos. Un atasco a contracorriente. Es acción porque sucede ahora. Todo es narrativo menos lo inesperado”, y a partir de este punto comienza a imbricar lo que en un comienzo resultaba más ambiguo de la propuesta, con un objetivo que conecta la acción con sus observador@s.

Más adelante se reforzará la idea desde otro punto de vista “Primero la conmoción, después el acontecimiento. Como llegando tarde al resultado de tu propia acción. Un desorden. Primero la palabra escrita, después la idea. Justifica, justifica lo dicho. Lo dicho, dicho está. Cállate un rato, por favor. Un silencio para justificar lo oculto. La oscuridad contradice al brillo con luz propia. Despacito y en silencio, como para escucharse en alto un rato”, y de esta manera se enlaza la acción escénica con el propio texto, como una forma de prever la forma en que se ordena el desarrollo del propio trabajo.

Por más que se pueda entrever una decepción en el devenir reiterado de los días en un día, en una hora, no se trata de una idea desesperanzada, sino que trata de abocar a una posición más luchadora “Hijos de esta generación fallida, nietos de la decepción, no dejéis que os digan que lo inesperado no es para vosotros”, dice, y a partir de ella enlaza con la necesidad de la memoria “Una maraña de hilos en la boca, esa sería la imagen. Hilos rojos asomando entre unos labios urgentes. Tú bailas los hilos. Perdóname si soy culpable de un baile que no te pertenece. Es sólo una imagen. Bajo tus piernas fluye el líquido que resulta de apretar con los puños una tierra llena de olvido”, una imagen que se desarrollará con detalle, para fijar en ese preciso instante casi toda la carga del trabajo, y girar en torno a él.

Ensalle hace del texto una puesta en escena muy plástica, pero también convierte una idea aparentemente lineal en un instante único que gira alrededor de sí mismo y trata de mostrar el conjunto de la propuesta. Prácticamente toda la acción y manipulación del proceso ocurre en escena, con el público alrededor, de manera que no quede nada oculto, excepto la sugerencia de alguna idea más allá de la ventana estática, donde el cielo sigue lloviendo sin que nada parezca ocurrir en realidad. Ell@s, casi como jornaler@s tratan de arar el momento al borde de las horas de luz.

Más información

Una pieza creada a partir del texto Arar de Pedro Fresneda y las colaboraciones artísticas con Juan Loriente en Canchales.Parte IV.( Juan) y con Antonio Fernández Lera y Magrinyana en Canchal. Parte V (Antonio y Magrinyana).
Producción de Cía. Ensalle con la colaboración de Agadic.

Trabajamos para ese territorio desatendido. Buscamos en ese lugar incierto de lo sensacional, no explícito. Así la escena no es más que un tubo amarillo de desescombro, de esos que se colocan en el balcón. Y la idea es precipitar lo que no se dice, lo que no se hace. El tránsito, el camino, la precipitación con su velocidad y su ruido y su desorden, la elección de los objetos arrojados por el tubo, la escena cambiante del contenedor a pie de calle, es la hora u hora y media que el espectador pasa en el teatro.

Bailamos para lo oculto, para que aflore en la sala, llamamos al misterio que constituye lo que los asistentes al acto nos negamos. Lo que no sabe nadie. Y paramos en un momento porque ahora unos ojos han mirado otros ojos y eso se queda ahí. Paramos a contemplar a la bestia detenida. Entonces que atraviese la escena un pensamiento. Y a partir de ahí vamos a ver qué pasa. Porque hay que atender a lo que pasa y descubrir cuál es la palabra precisa para el territorio de lo desatendido.

Una imagen retrasada en el tiempo. Un recorrido en círculos con el dedo. Lento como para olvidar el surco. Minucioso como para no poder olvidar. Piedritas con forma de hueso desechado en los costados del camino… Una pregunta, la misma pregunta, una pregunta reflejada. Eres una pregunta caminando el tiempo. Tu tiempo. No recuerdas donde la recogiste, y no tienes ni puta idea de hasta donde podrás cargar con ella. Tal vez acabes conociéndola, tal vez te conozca ella a ti, eso sería suficiente en todo caso”. Arar. Pedro Fresneda

Teatro Ensalle

Es una compañía de creación contemporánea e investigación. Nace en Madrid en 1995 y en 2003 se traslada a Vigo (Galicia), desde donde siguen creando en la actualidad. Con veintiún montajes en su trayectoria artística, ha realizado más de quinientas representaciones en salas, teatros, festivales y circuitos de España, Portugal, México, Argentina o Uruguay.

Dirigen y gestionan la Sala Teatro Ensalle que fundaron en Vigo (Galicia) en 2003. Su creación supuso la aparición de la primera sala independiente en la ciudad por aquel entonces. La dirección artística se centra en la programación de teatro y danza contemporáneos. La sala homónima es miembro de la Red Estatal de Salas Alternativas de España.

Fecha: el Domingo 16 de diciembre de 2018

Horario: a las 20:00h

Lugar: La Nave de Cambaleo - Av. Loyola, 8 -Plaza del Matadero- (Aranjuez -Madrid)-

Información y reservas:
Teléfono: 91 892 17 93

Ver más fechas pasadas

Fecha: el Domingo 16 de diciembre de 2018

Horario: a las 20:00h

Lugar: La Nave de Cambaleo - Av. Loyola, 8 -Plaza del Matadero- (Aranjuez -Madrid)-

Información y reservas:
Teléfono: 91 892 17 93

Fecha: el Sábado 15 de diciembre de 2018

Horario: a las 20:00h

Lugar: La Nave de Cambaleo - Av. Loyola, 8 -Plaza del Matadero- (Aranjuez -Madrid)-

Información y reservas:
Teléfono: 91 892 17 93

Fecha: el Viernes 14 de diciembre de 2018

Horario: a las 20:00h

Lugar: La Nave de Cambaleo - Av. Loyola, 8 -Plaza del Matadero- (Aranjuez -Madrid)-

Información y reservas:
Teléfono: 91 892 17 93

FORO DEL ARTÍCULO
¿Quién eres?

Tu mensaje

Alojados en NODO50.org
Licencia de Creative Commons